El Casete De Tu Vida…

Pienso que todo no es más que una maldita ilusión,
una prisión rigurosa en una extraña dimensión,
de la cual, solo escapas cuando te toca la muerte,
y te dice, ya va siendo hora de que te despiertes.
Te advierte que será doloroso despertar
y mirar desde otro punto a tu propio mundo caminar
desde un lugar repasa los años en tus costillas
y te das cuenta que la vida era solo una pesadilla.
Te vez rechazando a personas que quisieron
disfrutar solo de tu presencia, no de tu dinero
y te das cuenta tarde que no todos somos mentirosos
y que lo sencillo y puro siempre fue lo más valioso.
Que horroroso, rebobinar el casete de tu vida
analizarlo, desde el comienzo hasta la despedida
y por más que busques detenidamente y con esmero,
no aparezca en esa cinta ni un amigo verdadero.
Sigue mirando, buscando buenas acciones,
y ver lo fácil que era no cometer aquellos errores
los favores que cobraste y restregaste sin piedad
pones pausa y lloras, viendo cocinar a tu mama.
Play, la novia o el novio que traicionamos,
el perdón, el beso, el abraso, el espacio que negamos
la vez que la cagamos por capricho y por rencor
y terminamos perdiendo para siempre un gran amor.
El dolor que le pudimos ahorrar a mucha gente
solamente, con una sonrisa transparente.
La mierda que le hicimos al amigo sin razón,
que pa´ uno fue un falló, pa´ él fue siempre una traición,
la falta de comunicación, la ilusión perdida,
entre salidas, droga, moda, fiestas y bebidas,
la herida que no cerró, mientras estuvimos vivos,
las malas interpretaciones, las discusiones sin motivos.
Stop, suspira, sigue mientras miras
que hubo un tiempo de tu vida, que tu vida era mentira,
que te miras y dices, Ñio que come mierda fui
tanto amor dentro de mí, sin amar a alguien me fui,
los zapatos de marca, la camisa de marca,
el pantalón de marca, el teléfono de marca,
un mundo de marca que tu confort reconforte,
como si te fueran a enterrar en un baúl Lacoste.
Los consortes o las amiguitas que estuvieron mientras
había amor ni pa’ la rumba, pa’ la fiesta y pa’ las tiendas
las prendas, el coche, la noche, el derroche, la divisa
que la encapuchada cuando te va a buscar te decomisa.
La visa que luchaste, la vez que te guiaste
por tus instintos y en el laberinto de la paz no te encontraste.
Al final cuenta te diste que fallaste,
y que la felicidad está más perdida que el empaste
y es que entraste al mundo con el pie que todos entramos
todos fallamos pero no todos rectificamos.
Vamos, aprieta el botoncito, de las dos F compadre,
pa’ que te veas más pa’ delante, llorando por tus padres,
abre sopla el casete dale unos toquecitos,
introdúcelo de nuevo y dale play de nuevo pipo.
Mira detenidamente y pon en posición tu mente
pa´ que analices tu vida, hasta el día de tu muerte.

Y todo es así
uno llega a los créditos a veces llorando,
porque el corazón no es un mando,
que rebobine tu vida pa’ un cine
y hay, hay, hay
dime como piensas ahora que te estás mirando,
por el pasado caminando,
haciendo aquello que ni en sueño harías
el tiempo está en tu contra una vez más,
no se puede echar para atrás,
yo no sé si lo captaste
el tiempo está en tu contra una vez más,
no se puede echar para atrás
yo no sé si lo captaste

Lógicamente hay partes que no quieres ver, sientes temor,
de nuevo paras o viras la cara como un filme de terror,
quisieras tener otro papel o quizás ser otro actor,
pero eres tú, el que está dentro del televisor.
El favor que le negaste a aquel que estaba escachado,
a todos engañaste les contastes, que era regalado
pero te cogieron out , con el paso de la vida
porque la mentira sale a flote hasta sin salvavidas.
Aquella recaída con la parejita aquella,
la matica, los jueguitos, el refresquito, las estrellas,
la huella que pensaste que nunca se iba a borrar,
y si no es por el video ni la puedes recordar,
eso es lo que da a cambiar guaricandillas por amigos
al final, ni hombros pa´ llorar, ni pipi pa’ un chuchu contigo.
Ahora eres testigo de tu aventura fatal,
de la cual no te puedes librar ni cambiando de canal,
de bien pa’ mal, te vez cambiar de adolescente
te vez faltar a la escuela y como a tu abuela le mientes
Te ofendes, sé que era, mas ahora solo te puedes ver,
y aprender de lo ocurrido por si vuelves a nacer.
El papel que reunía todo el amor que sentías,
por aquella persona que tal pasión desconocías,
el ser que dejaste ir creyendo que ahí no llegarías,
y solo estaba esperando que ocurriera algo algún día.
Hoy darías todo porque el tiempo fuera un cangrejo,
recuperar tu reflejo antes de ponerte viejo,
escuchar los consejos que los viejos te daban,
mírate, cuando aquello creías que lo sabias todo y no sabías nada.
Nada de nada mente atrofiada errada
que andaba inspirada en la más terca y equivocada,
pensabas que con cada bofetada que dabas ganabas
punto con punto que solo un punto se la aguantaba.
Será mejor que te acomodes, que no te incomode
verte inmóvil dentro de aquel pulóver.
Game over, y al final, todos morimos pero,
algunos morimos sucios, y otros morimos sinceros

Y todo es así
uno llega a los créditos a veces llorando,
porque el corazón no es un mando,
que rebobine tu vida pa’ un cine
y hay, hay, hay
dime como piensas ahora que te estás mirando,
por el pasado caminando,
haciendo aquello que ni en sueño harías
el tiempo está en tu contra una vez más,
no se puede echar para atrás,
yo no sé si lo cantaste
el tiempo está en tu contra una vez más,
no se puede echar para atrás
yo no sé si lo cantaste
Y todo es así,
No se puede echar atrás
Analiza y piensa

Después de muerto, rectificar ya no es posible,
estas en otro universo, y en ese otro universo, ya tu alma es libre,
ahora en vida, es el momento de actuar,
disfrútala, pero cuídala, y cuida tus sentimientos.
Y cuida a la gente que te quiere, mientras estén
que llega un momento en el que desaparecen,
y es para siempre, es lo que hay.

googlecd05c800b3d1a841.html Google+